Calostro

Dependiendo de los meses que lleves de embarazo estarás más o menos familiarizado con tu conocimiento acerca del calostro. Según Wikipedia se trata de un líquido de color amarillento que se encuentra en los senos de la mujer embarazada antes de dar a luz (conocido como precalostro) y los días sucesivos tras el parto. Es la alimentación previa a la conocida subida de la leche.

Importancia del calostro

Tiene un aspecto muy licuoso y de color amarillo como hemos dicho antes. No es desagradable a la vista.

El calostro aunque se presenta en cantidades muy bajitas contiene todos los nutrientes que necesita tu bebé en sus primeros días de vida. Tiene un alto contenido en proteínas y grasas si bien puede despistar a la recién mamá pensando que no es cantidad suficiente (entre 2 y 20 mililitros por toma) pero como hemos aclarado si es suficiente para estos primeros días del bebé.

Con la ingesta de los nutrientes procedentes del calostro no es necesario dar al recién nacido ningún suplemento adicional no sólo porque el bebé no lo necesita sino porque puede hacer que éste mame menos y por tanto se estimule una menor producción de la leche tan esencial en estos primeros días.

Diferencia entre calostro y leche madura

A los pocos días de haber aparecido el calostro y si no se detiene la producción de leche, aparecerá la leche de transición para finalmente establecerse la leche madura. A priori parecen tener los mismos elementos, si bien en ambos radica ligeras diferencias.

Color. Pasamos del amarillo y viscoso al blanco y ligero de la leche madura.
Nutrientes. El calostro contiene menos cantidades de grasas, vitaminas aunque sí más proteínas.

Esta es sin duda la mejor alimentación que le puedes dar a tu hijo tras su nacimiento.

¡Palabra de madre!

 

 

Categorías: Embarazo,Lactancia